14 de febrero de 2017

IMPARABLE, A POR LA SEGUNDA DEL AÑO

Durante los últimos años me he preguntado, una y otra vez, ¿qué es lo que marca la diferencia verdaderamente en la vida de las personas? ¿Cómo podemos lograr vivir una vida con más significado? ¿Cómo hacer que nuestra vida cuente y que al final de nuestros días, podamos partir en paz sabiendo que todo valió la pena? Sin remordimientos, sin culpa, sin tener la sensación de que se nos escapó algo en el camino...
He aprendido que lo importante no es escuchar las voces externas, aquellas que te dicen que no podrás, sino la voz de tu interior que cada mañana te dice: Yo sí creo en ti. Esa voz, que sólo tú puedes oír, te asegura que si te dispones a triunfar todo lo que te propongas hacer será posible.
Tal vez a ti muchas veces te dijeron que no frente a un sueño, frente a una propuesta, frente a un desafío. Debes saber que detrás de cada no se esconde un de la mano de una persona, en algún lugar del mundo, que sabrá ver lo que llevas adentro, ese potencial, ese fuego sagrado que hay en ti y otros no pueden ver. Cuando lo descubras, comenzarás a escribir tu propia historia y a transitar tu propio destino.


Enmarcada dentro del proyecto Maratones vs Cáncer Infantil, si todo va según lo previsto, el próximo domingo a estas horas habré completado mi segunda maratón sobre un tapiz rodante en este 2017. Una vez más, tendré la ocasión de experimentar esa sensación de bienestar que genera volver a cruzar una nueva meta. Una vez más, me volveré a acostar con los "deberes hechos".
Muy bonito... Pero para llegar en las condiciones óptimas de subirse a la cinta y gestionar durante tres largas horas el esfuerzo que supone recorrer 42,195 kilómetros sin moverse del sitio, bajándose de la misma pensando ya en la siguiente, hay mucho trabajo (y sacrificio) detrás. Trabajo físico y mental.
Muchas horas de entrenamientos en solitario, en las que uno se llega a cuestionar todo. Muchos kilómetros acumulados con agua, aire, frío y la única compañía de mi respiración, que por momentos se agita, cuando pienso en el fin del esfuerzo.
¿Qué cuál es el secreto? El secreto está en las ganas.


Porque al fin y al cabo, el éxito es aquello que tú deseas. El deseo profundo de tu corazón. No lo que la sociedad, tu familia, tus amigos o incluso tus profesores te dijeron que era éxito.
Eres exitoso cuando obtienes lo que tú quieres, no lo que los demás esperan de ti. Para la mayoría, la vida es un resultado de las expectativas de su entorno. No dejes que nadie te defina. Define quien eres tú y qué es lo que quieres lograr en la vida. Sólo así alcanzarás el éxito. ¡Vuélvete IMPARABLE!



Sería muy injusto por mi parte no mencionar en estas líneas el gran trabajo que están llevando a cabo Coco, Opi, Diego y todo su equipo, para que El Requexu se convierta en la primera sidrería del mundo que acoja un maratón... ¡GRACIAS!


Pueden quitarte todo, pero jamás podrán quitarte quién eres tú.

No hay comentarios:

Publicar un comentario